Características de la esquizofrenia

El origen de la esquizofrenia se relaciona con un cambio prematuro del desarrollo cerebral por motivos que compaginan una serie de factores de tendencia genética y desencadenantes de tipo ambiental, lo que genera una toxicidad cerebral de uno de los neurotransmisores conocido como dopamina, lo que produce alguna anomalía en la conexión entre las partes del cerebro. Y, ¿qué es la esquizofrenia? Se conoce así a un trastorno mental crónico por el cual las personas interpretan la realidad de manera anormal y poseen una gran dificultad para mantener comportamientos enfocados a una finalidad concreta.

Es muy importante saber cuáles son los síntomas de la esquizofrenia para buscar ayuda lo antes posible y empezar con el tratamiento, teniendo en cuenta que, normalmente, las personas son diagnosticadas con este tipo de trastorno entre los 16 y los 30 años, después de que suceda el primer episodio de psicosis.

Si quieres saber mucho más acerca de la esquizofrenia, te animamos a que sigas leyendo para conocer sus características.

La persona esquizofrénica interpreta la realidad de manera anormal

Produce diversas alteraciones

Pensamiento

El pensamiento en la persona esquizofrénica suele desorganizarse, ya que no es capaz de ligar una idea con otra, por lo que puede cambiar de tema de un momento a otro sin mala intención.

Cognición

La persona con esquizofrenia no es capaz de estar atenta y de realizar varias acciones a la vez, por lo que puede que a veces se le olviden las cosas. A su vez, puede presentar una menor capacidad para realizar acciones ligadas a la creatividad y la socialización.

Afectividad

Respecto a la afectividad, la persona en cuestión no tiene la capacidad suficiente para expresar sus sentimientos, lo que se conoce como embotamiento afectivo. Esto conlleva a que los sentimientos de calor y el cariño hacia los demás desaparecen al ser muy difícil mostrarlos.

Comportamiento

Para terminar, la alteración del comportamiento hace referencia al abandono del aseo personal, el alejarse de sus familiares, pareja, amigos y personas más allegadas al perder la motivación y la energía para ello. También suele tener un sentimiento de vacío o comportamientos estrafalarios o no adecuados a causa de las alucinaciones.

Posee distintos síntomas

  • Positivos: son síntomas anómalas que padece el paciente, por ejemplo, ver cosas donde no las hay o pensar que están sucediendo algunas cosas que realmente no son verdad.
  • Negativos: son síntomas que están más vinculados a la incapacidad de hacer cosas, pensar o sentir con total normalidad, por ejemplo, a veces no habla con fluidez o no tiene interés en relacionarse con una persona.

Pensamientos y conductas suicidas

La persona con esquizofrenia suele tener ideas suicidas, las cuales hacen referencia a la existencia de pensamientos y planes de suicidio.

Presenta unos factores de riesgo similares a los de la población en general respecto a este tema: depresión y desesperanza, escaso funcionamiento psicosocial e historia de intentos previos. Hay otros factores que son más específicos como las alucinaciones y los delirios persecutorios, es decir, la persona cree que está siendo perseguido por una agrupación de pensamientos irracionales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *