Características de la colonización de América

La colonización de América es un hecho histórico del siglo XVI que se basó en la exploración, en la conquista y en la adhesión realizado por países como España y Portugal y otros países europeos como Gran Bretaña, Países Bajos y Francia. Se centró en una imposición cultural a los pueblos indígenas y a una sumisión de leyes y comenzó cuando Cristobal Colón llegó a América en 1492.

Los países europeos tenían como motivación principal todo lo relacionado con la economía, por eso no hacían más que buscar materias primas y abrir nuevos caminos para el comercio. También tuvieron un fuerte poder político, fundamental para definirse como potencia hegemónica.

¿Cuáles son las características más destacadas de la colonización de América?

La colonización de América comenzó con la llegada de Colón en 1492

La repartición del continente

Uno de las características más destacadas fue la repartición del continente americano entre los países de Europa.

  • Colonia española: consiguieron los territorios entre Río de la Plata y México, añadiendo una zona del Caribe y las Antillas.
  • Portuguesa: lograron el territorio brasileño dividido en 15 capitanías, cada una de 250 kilómetros de ancho.
  • Británica: consiguieron la zona de América del Norte y también influyó en el Caribe y las Antillas.
  • Francesa: se instalaron en Norteamérica, concretamente en Quebec, además de la actual Canadá y unas islas de las Antillas.
  • Holandesa: lograron la actual Nueva York, Brasil y Curazao (Antillas menores)

La incorporación de la esclavitud

Al ver que las mermadas poblaciones indígenas no eran suficientes para realizar trabajos forzosos, los europeos decidieron llevar a africanos hacia el país americano, creando así la esclavitud. Les alejaban de sus tierras, los vendían a los colonos para iniciar la exploración de bienes como minerales y así conseguir ser más ricos. Los esclavos no tenían ningún tipo de derecho porque estaban a merced de los blancos, y, los indios estaban en un estado de semi-esclavitud denominado servidumbre.

División por el color de piel

Las relaciones sexuales entre blancos e indígenas dieron origen a una división de clases, un hecho que hacía ver a qué rango pertenecía cada uno y cómo se le debía tratar. A eso se le denominaba mestizaje y eran definidos por el color de piel que se daba entre el cruce de las razas. Los europeos creían que los blancos tenían un poder superior y que eran más importantes que el resto.

Explotación de materia prima

Los europeos al conquistar América, decidieron que esas tierras eran suyas y, eso llevó al abuso de las riquezas que había allí. En América Latina había metales muy bellos, lo que produjo la apropiación de los minerales por parte de los colonos mientras que les daban a cambio objetos sin valor ninguno. Este tipo de recursos fueron usados para sufragar conflictos en Europa y para proveer la armería de los ejércitos.

Imposición de creencias religiosas

Los españoles consiguieron ciertos territorios que estaban llenos de creencias que no estaban acorde con las religiones abrahámicas y por ese motivo fueron sometidos a ser puramente cristianos.

En caso de tener una creencia totalmente diferente, los colonos los perseguían, los castigaban e incluso los podían condenar a la muerte. Esto hizo que en aquellas zonas las creencias religiosas cambiasen por miedo al resarcimiento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *