Características del texto funcional

El texto funcional es aquel que tiene como finalidad intentar que el lector pueda realizar su tarea y se le denomina funcional al ayudar a cumplir una función de forma apropiada. Por lo tanto, es un escrito eficiente en el que la información y el estilo del mismo hacen que el propósito de solucionar un problema muy concreto sea mucho más sencillo.

El texto funcional es habitual que se presente de maneras diferentes en la vida cotidiana al emplearse para dar instrucciones, consejos y sugerencias que simplifican el desempeño del individuo.

En este artículo se trata el tema de los textos funcionales resaltando sus características.

El texto funcional es aquel que se dirige de forma directa y precisa al receptor

Funciones de la lengua

En este tipo de texto es común hallarse con diversas funciones de la lengua, unas son más importantes que otras dependiendo el texto que se esté tratando. Normalmente, las funciones que más destacan son la de explicar, persuadir, solicitar y referir, teniendo una intención comunicativa en la que se habla del referente y en la que se intenta estimular una respuesta en el receptor.

Coherencia y cohesión

Desde principio a fin las ideas del texto tienen que tener una concordancia y un orden lógico para formar una idea completa a través de procedimientos lingüísticos, y la finalidad es que el receptor pueda entender todo el contenido, teniendo en cuenta que se debe eludir temas distintos.

Tipo de lenguaje

El lenguaje que se emplea en el texto funcional es denotativo, es decir, aquel que se usa para explicar las cosas con objetividad, tal cual como son. El propósito que se desea conseguir con este lenguaje es dar toda la importancia a lo que se está mostrando, con precisión y claridad. El vocabulario que se debe utilizar depende del texto y del destinatario, ya que algunos requieren uno más exquisito y otros más coloquial.

Presencia del contexto

Es fundamental que cualquier persona que realice un texto funcional tenga en cuenta cual es el contexto en el que se va a desarrollar el proceso comunicativo, es decir, cual es el mensaje, quien es el receptor, en que medio se va a emitir, etc. Esto conlleva a pensar que tipo de documento se debe emplear, que palabras son las adecuadas y que características tiene el receptor.

Elementos gráficos añadidos

En algún texto aparece de manera adicional elementos gráficos que ayudan a comprender y visualizar mejor, como es el caso de las figuras geométricas, las llaves y los vocablos de enlace, entre otros.

Los que más utilizan estos elementos son los mapas conceptuales y las síntesis de cuadro, mientras que en los empleos es más común las firmas, los sellos o las fotos.

Tipos de texto funcional

  • Escolar: se centra en manifestar información vinculada con las actividades escolares apoyándose en la pedagogía a los profesores y en el aprendizaje de los alumnos.
  • Personal: ofrece una información personal sobre sucesos que le suceden al emisor con el fin de saciar la propia necesidad.
  • Laboral/Social: se centra en formalizar trámites que están vinculados con la exposición y remedio de una cuestión que se desea resolver.