Características de un superdotado

La OMS u Organización Mundial de la Salud define el concepto superdotado como una persona con un coeficiente intelectual superior a 130, por lo tanto, tiene una habilidad intelectual muy alta que le diferencia del resto de personas. Normalmente las personas superdotadas se identifican en la época de la niñez pero algunos llegan a la adultez sin saberlo ya que no le han permitido demostrar todas sus capacidades.

Las personas superdotadas son muy observadoras, habilidosas e imaginativas y tienen una capacidad de retención de información muy elevada. Además los rasgos de comportamiento más destacados son la excesiva cantidad de energía, la fácil distracción, la pasión por la lectura y la resolución de problemas matemáticos.

Las personas superdotadas tienen ciertas características muy destacadas.

Las personas superdotadas tienen un coeficiente intelectual más alto de 130

Tienen facilidad de aprendizaje

Los superdotados son muy observadores y tienen muy buen ojo para fijarse en los pequeños detalles, además les apasiona tanto la lectura que leen libros de su edad y para más adultos. Lo pasan genial cuando tienen que realizar actividades intelectuales y tienen facilidad para almacenar un montón de información de distintos temas.

Son perfeccionistas y autocríticos

Los superdotados son individuos que se ponen metas muy elevadas y como toda persona puede que a veces no las consigan ya que el desarrollo emocional no está al mismo nivel que el intelectual. Esto genera una sensación de fracaso y frustración al ser demasiado críticos con su persona.

Tienen mucha creatividad

La creatividad de los superdotados se ve sobre todo en la forma original en la que son capaces de solucionar problemas gracias a la capacidad de razonamiento, abstracción y comprensión. Destacan por tener mucha fluidez de pensamiento, crear posibilidades y consecuencias, crear hipótesis con mucha maestría y manifestar ideas brillantes de una manera más enérgica que los demás. Les encanta divagar y dejar correr la imaginación de manera muy natural.

Son muy curiosos

Otra de las características más destacadas es que están constantemente buscando nueva información ya que se hacen muchas preguntas que quieren resolver. Esto conlleva a definirlos como personas curiosas y observadoras que tienen muchos conocimientos generales.

Son desobedientes e individualistas

Normalmente no tienen ganas de cumplir con las reglas impuestas por otras personas, entonces cuando son pequeños resaltan por ser caprichosos y un poco desobedientes.

Los superdotados sí que siguen las normas implantadas por ellos mismos, tienen un sentido moral muy riguroso y si se les encomienda una responsabilidad sí que la cumplen.

Pero es cierto, que su escasez de predisposición para la docilidad les causa problemas de soledad y el impedimento de expresar lo que sienten.

Se llevan mejor con chicos mayores

Por norma general, las personas superdotadas se llevan bien con todos los demás e incluso pueden llegar a ser los líderes pero el problema viene cuando los de su edad no les comprenden, entonces prefieren optar por estar con gente más adulta. Esto no está ligado con su individualismo porque también tienen la necesidad de pasar tiempo solos para pensar y reflexionar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *