Características de una organización inteligente

¿Cómo se puede definir una organización inteligente? Se trata de una estructura formada por unos componentes que funcionan como un todo, ya que tienen una misma finalidad, a través de la aplicación de sistemas, programas y normas que permiten la progresión y la organización a la hora de repartir tareas. Muchas de ellas lo que hacen es usar metodologías que favorezcan el crecimiento profesional como puede ser el aumento salarial según el tiempo de permanencia o el logro de los objetivos.

En dicha organización no solo basta con amoldarse y sobrevivir, más bien es necesario aplicar las 5 disciplinas de aprendizaje:

  • Dominio personal.
  • Modelos mentales.
  • Visión compartida.
  • Aprendizaje en equipo.
  • Pensamiento sistémico.

Si quieres saber más acerca de la organización inteligente, no dudes en seguir leyendo porque se van a exponer sus características.

Las organización inteligente destaca la importancia del aprendizaje continuo

Características más generales

Prevalece la verdad

Los trabajadores y colaboradores de la empresa son quienes tienen todo el acceso a la información, los resultados y las estrategias.

Tener más iniciativa

Este tipo de organización ayuda a que los empleados tengan más iniciativa, ya que potencia su lado más creativo y les invita a jugar con ella.

Autonomía en los equipos

Permite a los equipos de trabajo a que tengan total autonomía, lo que conlleva a vivir más experiencias y responsabilizarse de los riesgos.

Anima a un mayor aprendizaje

Esta organización es muy consciente de que el aprendizaje es la base fundamental para realizar bien las tareas y seguir evolucionando. Por eso mismo se detiene un tiempo en estimular dicho aprendizaje, ya sea de forma individual como colectiva.

Las 5 disciplinas de aprendizaje

Como ya hemos mencionado anteriormente, la organización inteligente apuesta por las 5 disciplinas de aprendizaje, las cuales se explicaron en el libro “La quinta disciplina en la práctica”, de Peter Senge. A continuación te informamos sobre ellas de forma más detalle.

  • Dominio personal: Aprender a incrementar la capacidad personal con el objetivo de conseguir los resultados necesarios.
  • Modelos mentales: Pensar, aclarar y mejorar la imagen interna que cada persona tiene sobre el mundo exterior,
  • Visión compartida: Elaborar en grupo cuál es el futuro que se quieren conseguir, siempre contando con el compromiso de todos.
  • Aprendizaje en equipo: Aportar ideas y aprender de los demás para que todos desarrollen una inteligencia mayor y obtengan más capacidades.
  • Pensamiento sistémico: Una forma de examinar detenidamente cuáles son las fuerzas y las relaciones que conforman la actitud de los sistemas.

El clima de trabajo

Otra de las tareas más importante es crear un clima de trabajo muy amigable para favorecer el rendimiento. El respeto, compañerismo, solidaridad, diversión y responsabilidad son valores que siempre deben estar presente entre los empleados, sin importar la jerarquía.

Jerarquías flexibles

La organización inteligente funciona con metodologías ligadas al crecimiento profesional  y personal sin importar cuál sea el rango.

Más bien, las jerarquías son flexibles, lo que permite que una visión unificada del negocio, favorecer y animar a los innovadores, brindar más importancia a los individuos y sus capacidades y captar directivos que consigan unir a todo el personal.